La alimentación de las tortugas de tierra

Las tortugas de tierra son animales omnívoros, es decir, se alimentan tanto de frutas y vegetales como de otros animales, por lo que para mantenerlas saludables debemos ofrecerles una dieta variada y altamente nutritiva. De esta forma, evitaremos enfermedades en su piel y caparazón, y otras posibles complicaciones.

La alimentación de la tortuga de tierra debe de ser ante todo variada. No es adecuado darle siempre el mismo tipo de alimento, puesto que de esta forma vuestra tortuga no recibiría la cantidad de nutrientes y vitaminas necesarias para tener una buena salud.

Una dieta adecuada para las tortugas de tierra debe tener un contenido alto en fibra, que incluya hierba, plantas, flores, lombrices, verduras, trozos de carne cruda y todo tipo de frutas excepto cítricos.

Frutas y verduras

Muchos dueños de tortugas de tierra piensan que la lechuga es el alimento predilecto de este animal, pero hay muchos vegetales que ofrecen más vitaminas y mejores aportes nutricionales. Por eso te recomendamos incluir en la dieta de tu tortuga terrestre opciones como la zanahoria rallada, el brócoli, el tomate troceado, el maíz en granos, el calabacín picado, la espinaca o la coliflor.

Las frutas son un manjar muy apreciado por las tortugas terrestres, por eso es también conveniente sumarlas a su alimentación. Las manzanas rojas troceadas, el plátano, el albaricoque, la sandía o un poco de piña no muy ácida son excelentes alternativas.

Otros complementos

Por otro lado, tendrás que complementar la alimentación de tu tortuga con diferentes complementos, como por ejemplo, con un suplemento de calcio, que equilibre proporcionalmente las dosis de calcio y fósforo de nuestra mascota. También tendrás que aportar una cantidad determinada de complementos vitamínicos a la dieta de tu tortuga de tierra. Otro factor importante para las tortugas de tierra es el sol, ya que es la forma en la que fijan el calcio de la dieta para mantener bien sano y fuerte su caparazón. Por eso, deben tomar el sol durante al menos 15 minutos al día.

Al ser omnívoras, las tortugas de tierra necesitan un pequeño aporte de proteína animal, alternativas como los caracoles, las larvas y los insectos pequeños se convierten en opciones deliciosas para nuestra tortuga de tierra.

Es importante que además de estos alimentos, a tu tortuga de tierra nunca le falte el agua limpia. Se recomienda cambiarla cada día y dejarla en un recipiente protegida del sol y de otros animales del hogar. También debes de asegurarte de que los alimentos estén siempre bien lavados, servidos en un recipiente y troceados a buen tamaño.
Alimentos prohibidos

Además de todo lo expuesto anteriormente, hay que recordar que existen una serie de alimentos que no deben ser proporcionados a nuestra tortuga de tierra, puesto que no son buenos para su salud. A continuación, os dejamos una lista con todos esos alimentos que no debe consumir tu mascota:

  • Judías
  • Habas
  • Guisantes
  • Patata
  • Espárragos
  • Bambú
  • Pimiento
  • Champiñones
  • Calabacín
  • Remolacha
  • Espárragos
  • Carne
  • Queso
  • Kiwi
  • Albaricoque
  • Granada
  • Nectarina
  • Dátiles
  • Melocotón
  • Plátano

 

 

¿Cómo limpio los dientes a mi perro?

Nuestras mascotas necesitan acostumbrase al cepillado dental muy gradualmente, y hay que asegurarse de que aprendan a disfrutar de la experiencia, para que así lo vean como algo necesario en su día a día. Cada perro es único, y el cepillado debe adaptarse a su ritmo, por lo que puede que enseñarle a lavarse los dientes nos lleve más tiempo de lo esperado. Hay que tener cuidado al introducir los dedos en la boca del perro, y evitar esta técnica en perros agresivos o con tendencia a morder.

A continuación, te damos algunos consejos para que empieces a cepillar los dientes de tu perro poco a poco. Tu mascota tendrá que pasar por las siguientes etapas para acostumbrarse al lavado de dientes:

 

Contacto con la pasta de dientes

La primera etapa, consiste en que nuestro perro se familiarice con el sabor de la pasta de dientes. Para esta etapa, es necesario que nos lavemos las manos y pongamos un poco de pasta de dientes en nuestro dedo índice. Una vez tengamos la pasta en el dedo, debemos llamar a nuestro perro para que la lama. Repite este proceso durante varias veces, para que tu perro se vaya acostumbrando a él.

 

Acostumbre al perro al contacto en la boca

Una vez que nuestro perro esté más familiarizado con el sabor de la pasta de dientes, será el momento de introducir suavemente nuestro dedo en la boca del animal, para deslizarlo por sus dientes y encías. No introduzca el dedo hasta el fondo, ni incomode al animal, únicamente deslícelo con suavidad y repita el proceso varias veces.

 

Introducción del cepillo de dientes

Tras los dos pasos anteriores, nuestra mascota ya estará acostumbrada a la pasta de dientes y no la rechazará. Es entonces cuando llega el momento de introducir el cepillo de dientes. Debemos preparar el cepillo con agua y pasta de dientes, y llamar a nuestro perro para que lo vea y le enseñemos a lamerlo; una vez que compruebe que es la misma pasta de dientes de días atrás tenemos que sujetarle el hocico con suavidad para que deje de lamer el cepillo, y empiece así el cepillado. En este primer cepillado, es recomendable cepillar solo los colmillos, con movimientos verticales y con el cepillo de dientes en ángulo hacia la línea de la encía.

 

Limpieza de dientes posteriores

Una vez que nuestra mascota se ha acostumbrado al cepillo de dientes, solo nos queda seguir avanzando con el proceso. Si en la etapa anterior, comenzamos cepillando los colmillos con movimientos verticales, ahora llega el turno de cepillar suavemente los dientes posteriores a los caninos, realizando un movimiento circular.

 

Limpieza de todos los dientes

En ésta última etapa, nuestra mascota ya estará acostumbrada al cepillado de dientes, por lo que solo habrá que repetir el proceso anterior, sumándole una limpieza más profunda. Igual que antes, comenzamos cepillando los colmillos, y posteriormente seguimos con los dientes posteriores. Como único cambio, ahora tendremos que terminar con los dientes incisivos. Para realizar un correcto cepillado, tenemos que sujetar el hocico del perro (de manera que su boca esté cerrada), y levantarle con suavidad el labio superior, para poder acceder los dientes incisivos.

Poco a poco, cuando nuestro animal se acostumbre a un cepillado regular de sus dientes, tendremos que aumentar el tiempo de duración del cepillado.

 

¿Cómo presento a mi mascota a un concurso de belleza?

¿Quién no ha tenido alguna vez una mascota?, y además ha pensado que era la mejor mascota del mundo, que nadie la podría superar. Querías mostrar lo bonito y bueno de tu mascota al resto del mundo. Pues ahora estás de enhorabuena, porque en el siguiente artículo vamos a dar las claves y consejos necesarios para que prepares a tu mascota, si de verdad quieres presentarla a un concurso de belleza canina. Existen numerosas competiciones de belleza canina, tanto dentro como fuera de España, pero es la Organización Canina Mundial (FCI), la que marca las pautas que rigen la mayor parte de estos campeonatos. Este organismo cuenta con una sede en la ciudad belga de Thuin.

La Organización Canina Mundial (FCI), está formada por 86 países miembros, entre los que figuran países europeos como España, Francia e Italia; y también representantes del resto de los continentes como Japón, Brasil o Sudáfrica.

¿Puedo presentar a mi perro?

La Organización Canina Mundial, reconoce un total de 343 razas de perros. Como primera condición, cualquier mascota que pretenda participar en alguno de los campeonatos de belleza canina oficiales deberá formar parte de alguna de estas razas.

Las diferentes razas de perros se clasifican en función de los países. En el caso de España, hay un total de 21 reconocidas. Los miembros de la Organización Canina Mundial analizan las características físicas de estas razas. De esta forma, dibujan un perro idóneo para cada una de las clases de canes y este patrón de perro perfecto es el que guiará la puntuación de los jueces caninos que recibe cada mascota en el concurso de belleza.

La belleza canina en España

En España, el organismo encargado de organizar estos concursos es la Real Sociedad Canina (RSC). Esta institución sigue las pautas internacionales que marca la Organización Canina Mundial al celebrar sus propios campeonatos, y marca las directrices para organizar diferentes campeonatos en España por parte de asociaciones locales y regionales. Aquí os dejamos el reglamento oficial de la RSC.

Reglamento de la RSC

Lo primero de todo, es conocer el reglamento que estipula la Real Sociedad Canina española (RSC), en el cual se exponen los puntos necesarios a saber por un propietario que quiere presentar a su mascota a un concurso de este tipo. A continuación damos algunas de las claves recogidas en este reglamento, para que sepas si puedes presentar o no a tu mascota, a un concurso de esta envergadura:

  • La comisión de Admisión y Clasificación puede no aceptar a algunos perros por causa justificada, debido a una enfermedad o defecto físico grave del animal.
  • Todos los perros que se presenten al concurso pasarán una inspección veterinaria.
  • Los perros se clasificarán según su edad, forma física e incluso según sus capacidades para concursar.
  • Después de desfilar los perros reciben una clasificación: excelente, muy bueno, bueno, suficiente, insuficiente o sin calificar.
  • Jamás deberemos manipular al perro, insultar o coaccionar al juez, etc. o seremos descalificados.

Si queremos concursar en este tipo de pruebas, y ver a nuestro perro ganador no podemos infringir ninguna de las condiciones expuestas en el punto anterior. Mira primero si tu perro cumple los requisitos, sino no podrás apuntarle a ningún concurso oficial.